Qué seguros debe contratar con sus tarjetas de crédito

seguros_tarjetas_creditoCuando abrimos una tarjeta de casa comercial o de crédito bancaria, entre los muchos papeles que se firman y que usualmente no leemos, se incluyen las pólizas de seguros asociados a dichas tarjetas. De acuerdo a la ley, con contadas excepciones, éstos no son obligatorios, por eso es necesario saber cuáles nos convienen y cuáles no.

El único seguro que se considera requisito para las tarjetas de crédito es el Seguro Desgravamen, éste de un bajo valor y es lo que cubrirá el total de la deuda en caso de que el titular de la cuenta muera. De esta manera las deudas no se heredan y quedan condonadas al momento del fallecimiento. Ahora, es importante tener en cuenta que en caso de suicidio el seguro no cubre absolutamente nada.

Entre las otras opciones que figuran con este tipo de cuentas, se encuentran el seguro de Cesantía, en donde el valor a pagar mensualmente dependerá del acuerdo que la persona haga con la casa comercial o entidad financiera. En cualquier caso el monto se encuentra fijado en los papeles de contrato.

Este consiste en cuna cantidad de dinero que se entrega en caso de que la persona quede sin trabajo y para hacer efectivo el cobro se debe presentar el finiquito de trabajo y hay que estar al día en el pago de las cuotas de la tarjeta.

Las casas comerciales, en caso de que el usuario no esté al día en sus pagos, poseen cláusulas en los contratos en donde se liberan del pago de dicho seguro.

De todos modos, este tipo de prima es opcional para los usuarios de tarjetas y en ningún caso representan un requisito para contratar el servicio de la tarjeta, además no es aplicable a estudiantes, personas de la tercera edad ni dueñas de casa.

Por otra parte, el seguro de cesantía es efectivamente uno de los más útiles, ya que quizá en algún momento tenga asegurado su sueldo, pero si por a, b o c motivo a usted lo despiden las cuotas a pagar serán un dolor de cabeza y lo que es peor es que a falta de la cancelación de éstas usted terminará quedando en Dicom, lo que conlleva un sinfín de consecuencias negativas, entre la que se encuentra la dificultad de encontrar un nuevo trabajo, ya que en muchos puestos laborales le piden certificar su situación financiera, dejando postergados a quienes han acumulado deudas.

Por ello, le aconsejamos que siempre que vaya a sacar una tarjeta lea las condiciones, no importa si se demora más que otros, no importa si no entiende, de hecho si hay algo que no comprende pregúntale a su ejecutivo sobre sus dudas, aclare todo antes de firmar eso le ayudará a no tener dolores de cabeza más adelante.